Oporto en su máximo explendor

Publicado el 28 de febrero de 2020

Oporto es una ciudad de cuento que derrocha cultura por los cuatro costados. No solo es bien conocida por los azulejos que adornan sus calles, monumentos y estaciones, sino también por su fado, sus francesinhas y sus muchos rincones llenos de magia. ¿Te atreves a vivir Oporto en su más pura esencia? Acompáñame en este artículo, y te prometo que lo harás.

– “¿Cómo puedo descubrir la auténtica Oporto?”, te preguntarás.

Lo primero que debes hacer, antes de visitar la ciudad portuense, es tener localizados a diferentes autóctonos de la zona. Locales con los que vivir experiencias diversas y llenas de cultura una vez llegues al ansiado destino. Para agilizarte un poco el proceso, te propongo diferentes planes, opciones y actividades que te harán disfrutar de Oporto como nunca antes habías imaginado.

Oporto en su máximo explendor

El alma de Oporto hecho fado.

La esencia de cada ciudad de vecino está caracterizada, en parte y en gran medida, por su música. De hecho lo que nos diferencia a unos pueblos de otros, a unas culturas de otras, es eso. La suma de su música, artesanía, tradiciones… Y como sabes, la música no solo caracteriza a un lugar, sino que además une a su pueblo. En Oporto, no podía ser de otra forma.

El fado es la expresión musical más característica de Portugal y, más concretamente de Lisboa y Coímbra. “¿Cómo? Pensaba que íbamos a hablar de Oporto…”, te dirás.

Lo cierto, es que, realmente, solo hay dos tipos de fado en todo el país. Y son los de esas dos ciudades. En el caso de Oporto, podrás escuchar cualquiera de las dos tipologías de fado, aunque estoy segura de que el que escucharás será el de Lisboa puesto que es el que más abunda de cara a turistas.

“¿A qué se asemeja la experiencia?”, puede que te cuestiones. Bien, escuchar fado es como escuchar una historia. No necesitas entender el idioma para sentir lo que sus cantantes quieren transmitirte con ella. Es una experiencia sobrenatural e increíblemente única. Te prometo que la piel se te erizará con ello.

De hecho, para que entiendas algo mejor en qué consiste, te voy a contar algo. La palabra “fado” en latín significa “destino”. De ahí, que el fado sea un tipo de música más bien melancólica. Además, sus orígenes se remontan a la situación vivida en los arrabales de Lisboa, allá por el siglo XVII. En ese momento histórico, la capital había perdido un imperio. Por ello, reinaba en la ciudad, y en el país, un sentimiento de rabia y pena. En ese contexto social, en esas circunstancias, nace el fado como forma de expresión.

Ahora ya puedes entender un poco mejor de qué tipo de música estamos hablando, ¿no?

“Pero, ¿qué espectáculo de fado escojo cuando visite Oporto?”, se te pasará por la mente. En mi caso, si tuviera que recomendar uno, personalmente, escogería el de “Casa da Guitarra” por su precio, sus reseñas, la calidad de su trato y la reputación de su cantante. De todos modos, la decisión es tuya y, escojas el show de fado que escojas, quedarás impresionado de igual manera. Estoy segura.

Oporto en su máximo explendor

Descubriendo la gastronomía portuense con una local.

En lo que a gastronomía portuense se refiere, es muy probable que, si te hablo de ella, la famosa francesinha se te venga a la mente de forma instantánea. Y no me extraña. Pero la cocina de Oporto contiene mucho más. Créeme cuando te lo digo. ¿Lo mejor? Hay autóctonas como Helena, dispuestas a enseñarte los bares más típicos, antiguos y frecuentados entre locales donde abunda la comida más deliciosa, tradicional y económica del lugar.

A Helena la descubrí navegando por internet durante horas y horas. Y fue todo un descubrimiento. No solo ha nacido y crecido en la ciudad, sino que además su pasión por la cocina la ha llevado a ser chef. Ofrece experiencias únicas, en su casa, donde aprender a elaborar comida realmente típica de Oporto. ¡Y además hace tours gastronómicos!

Entre las delicias de Oporto, encontrarás la ya nombrada francesinha, que no es más que el paraíso hecho sándwich, bacalao al horno o “Bacalhau a Gomes de Sa”, pastel de nata, paté de sardinas, jamón serrano, vino dulce de Oporto y vino verde, además de panes artesanos de diferentes variedades. ¡Toda una maravillosa oferta de delicias con las que premiar a tu paladar!

Oporto en su máximo explendor

Tradición e innovación juntas, en una fábrica de cerveza artesanal.

En Avintes, un pueblo ubicado a veinte minutos de Oporto, se encuentra una granja un tanto peculiar. En ella, además de habitar animales, hay establecida una fábrica de cerveza artesana de lo más variopinta a la par que innovadora. El entorno es único, no solo en la zona, sino también en todo Portugal. António, su dueño, se ha asegurado de ello. Aprovechó el hecho de tener un terreno familiar para convertirlo en una granja-fábrica de cerveza. ¿No es genial?

Este amante de la cebada abre las puertas de su casa a los turistas y realiza degustaciones personalizadas. Todo ello, con la ayuda de su amigo y as del marketing Luis. De esta forma, si quieres, podrás experimentar todo lo que ellos sienten allí. Es una forma totalmente diferente de conocer la cultura de un lugar. En este caso, la de los alrededores de Oporto.

Las cervezas que ha creado António, y que podrás probar, escapan a todo lo que puedas haber probado he imaginado antes. Entre los ingredientes que usa para elaborar algunas de ellas, se encuentran el chocolate, el café, el regaliz, las nueces o el sirope de arce. Vaya mezcla de sabor, ¿no crees?

Lupum es una de esas experiencias que vives solo una vez en la vida. Y te doy varios motivos: esas cervezas tan exóticas y deliciosas, el entorno en el que las degustarás y António y Luis, los locales del lugar.

¿Aún estás pensando si ir o no?

Te voy a contar algo personal. Yo, después de vivir esta experiencia, me fui de cena con ellos. En familia. Como si nos conociéramos de toda la vida. Fue algo mágico que no se explica con palabras. Y yo no puedo hacer más que animarte a probar esta actividad.

Oporto en su máximo explendor

Ayudando a preservar la tradición cultural más conocida de Oporto.

¿Sabías que los azulejos de Oporto surgieron como imitación del clásico azulejo andaluz? Curioso cuanto menos, ¿no crees? En Oporto, éstos se utilizaban durante el Barroco debido a que eran llamativos y bonitos y su producción era barata. Al principio, la combinación preferida era la de azul y amarillo. Hoy, es la de blanco y azul.

Con la industrialización, los azulejos perdieron valor porque no existía esa esencia de trabajo artesanal. Por ello, se comenzaron a realizar diseños mucho más trabajados. Los podrás ver en sus iglesias, estación de trenes de San Bento o en la Ribera.

Hoy, dos chicas, Alba y Marisa, se encargan de promover este trabajo artesanal mediante un proyecto llamado Gazete Azulejos. En él, realizan talleres de pintura de azulejos para ayudar a recuperar este arte y hacer que siga permaneciendo como seña de identidad cultural de Oporto. Participando, no solo ayudas a preservar esta seña de la ciudad, sino que además lo pasas en grande. ¿Lo mejor de todo? ¡Te llevas a casa, como souvenir, el azulejo que has pintado!

Personalmente, creo que es una iniciativa única y de admirar, teniendo en cuenta que todo lo relativo a artesanía y saberes populares está en riesgo de desaparecer por el turismo de masas y la globalización actuales.

Si visitas Oporto, no puedes perderte esta experiencia por nada del mundo.

Oporto en su máximo explendor

Perdiéndonos por las calles de Oporto.

Una forma indudablemente buena para conocer la auténtica realidad de una ciudad o lugar es adentrándose en sus calles, saliendo fuera de lo conocido. Yo no me quedé atrás y eché a andar por parques, así como por los alrededores de los puentes y otros tantos lugares más que seguro te resultan familiares… ¡Te dejo unas fotos para que te inspires!

Si te apetece saber dónde se encuentran exactamente estos lugares… ¡No dudes en contactarme!

Espero que hayas disfrutado de esta pequeña ruta virtual por Oporto y que, por supuesto, lo hagas en tu próxima visita a la ciudad. Eso sí, rodeado de la mejor compañía posible: su gente local.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *