Riviera Maya: el paraíso

Publicado el 10 de abril de 2017

México es un país muy lindo, que me ha impactado mucho por la cantidad de vegetación que hay y el respeto que tienen por ella y por los animales. Encuentras muchas zonas protegidas donde está prohibida la caza. Cuando fuimos a nadar con tortugas, tuvieron mucho cuidado de que no nos acercáramos a menos de 2 metros. No porque seamos turistas nos permiten todo y estoy totalmente de acuerdo.
La gente es súper cercana, es increíble la educación y el respeto de la gente, te hablan como si te conociesen de toda la vida. ¡Y el clima me encanta! Hasta que me embarque en esta aventura, solo había visto México por fotos y tengo que reconocer que los paisajes son iguales a los folletos… ¡Es hermoso!
Fue mi primera parada con Viajeras con B y con Marta, nos vimos por primera en México y se vendía como súper miedosa, y nada que ver, luego se atrevía con todo, no hacía falta ni convencerla…
Otra grata sorpresa que me llevé en México, fue la comida, pensaba que todo iba a picar (y a mí no me gusta el picante) y no, puedes comer comida mexicana que no sea picante: tacos, quesadillas, además de pasta, arroz, frijoles (muchos frijoles). Es una gastronomía bastante completa y para todos los gustos.
Durante este viaje hicimos un montón de cosas, nos dio tiempo a hacer turismo y a tirarnos en un hamaca a tomar el solecito. Incluso nos atrevimos a hacer buceo, para mí fue un reto personal porque le tengo bastante respeto al agua y era una cuenta pendiente que tenía.
Eso sí, si decidís venir a México, no os olvidéis del repelente de mosquitos (muy importante), ni de un buen protector solar que aquí el sol pega bastante y muuuuchos modelitos para hacerte mil fotos.
Cada lugar de México me ha sorprendido, todo era nuevo y cada rincón me ha enamorado. Ya estoy pensando en volver…

Corina Randazzo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *